Conéctese con nosotros

Trendy

5 destinos imperdibles para hacer ecoturismo en Argentina

Laura Aramburu

Publicado hace

el

ecoturismo

Ecoturismo, el nombre por el que se conoce a la práctica de viajar para volvernos conscientes del mundo natural del que formamos parte.

Ecoturismo en Argentina

Enamorados de la inmensidad de la Patagonia, fascinados por los coloridos cerros norteños o boquiabiertos por el caudal de agua de las Cataratas del Iguazú, los extranjeros encuentran en Argentina el lugar ideal para recorrer áreas naturales de enorme biodiversidad. Con variedad de climas, grandes extensiones de tierras y más de 30 parques nacionales, el país tiene mucho para ofrecer a visitantes y a locales que quieran conectarse con la naturaleza y conocer ecosistemas autóctonos y/o protegidos.

Los destinos más mágicos de ecoturismo en nuestro país

A continuación, te ofrecemos una selección de cinco destinos perfectos para vincularnos con nuestro ser interior y con el mundo mágico que nos rodea.

1. El Hornocal


De norte a sur, empezamos por Jujuy: saliendo desde Humahuaca se encuentra la joya de la Quebrada, el Hornocal, también conocido como el “Cerro de los 14 colores”. Hermoso como el Cerro de los 7 colores de Purmamarca, el Hornocal es mucho más grande y se encuentra retirado de cualquier centro urbano. Ideal para respirar aire puro, alejarse de la rutina del día a día y conectarse son la inmensidad de la naturaleza. Si viste la película Mi Obra Maestra, seguro lo conocés, pero vale la pena viajar para verlo en vivo y sentir la paz que emana del paisaje.

2. Bañado La Estrella


Tal vez Formosa sea la provincia menos explorada y con mayor potencial para el ecoturismo de todo el país. Entre sus secretos mejor guardados, se encuentra el Bañado La Estrella, un humedal de casi 400 mil hectáreas de vegetación frondosa, que alberga especies animales autóctonas como el aguará guazú, el yaguareté, el tapir, el oso hormiguero y la garza rosa (¡y muchas serpientes!). Sus espectaculares paisajes también se pudieron ver en cine recientemente, en Zama, la exitosa película de Lucrecia Martel.

3. Valle de Uco


Si la perspectiva de las víboras te asusta un poco, se puede hacer ecoturismo en regiones más calmas, como el increíble Valle de Uco en Mendoza, donde la actividad vitivinícola marida a la perfección con los paisajes de montaña y la producción sustentable. Hay oferta gastronómica y hotelera destinada específicamente al ecoturismo, que apunta a tomar consciencia sobre el cuidado de la tierra para obtener vinos naturales de alta calidad.

4. El Chaltén


Todos conocemos u oímos hablar alguna vez del glaciar Perito Moreno en El Calafate, pero no todos los que van allí se acuerdan de visitar El Chaltén. Se trata de una localidad conocida a nivel mundial como uno de los destinos más recomendados para hacer trekking y escalada de alto riesgo. El cerro Fitz Roy, oculto tras una nube casi todo el tiempo, es la meta imponente entre distintos senderos que combinan lagunas y cascadas a medida que se va subiendo, en una amalgama perfecta de agua prístina de deshielo, tierras vírgenes y vegetación autóctona. Un paisaje sin igual entre la estepa patagónica y el comienzo de los Andes.

5. Ushuaia


En el extremo sur de la Argentina (y en “el fin del mundo”, como se suele decir), el Parque Nacional Tierra del Fuego es un destino ineludible para aquellas personas que gusten del ecoturismo. En verano, los bosques de lengas —la variedad de roble autóctono de la isla— proveen el ambiente propicio para la introspección y la meditación, y en invierno, los picos nevados del Cerro Castor invitan a largas caminatas con raquetas para descubrir los misterios de la naturaleza. Para quienes gozan a través de la simple contemplación, el Paso Garibaldi y las costas hacia el sur del Atlántico serán suficientes para sumergirse mentalmente en la introspección y desconectar de la rutina citadina.

Fuente: liveslow.com.ar

Publicidad

Trendy

¿Por qué cada vez más bodegas apuestan a “tokenizar” sus vinos?

rita andino

Publicado hace

el

Tokenizar vinos

Consultados, algunos referentes de importantes bodegas argentinas cuentan las razones que los llevaron a “tokenizar” algunas de sus etiquetas y comercializarlas online a través de plataformas como Drinksify. Qué son los “token” de vinos y por qué es un buen negocio comprarlos y venderlos de modo virtual.

Karim Mussi, Penedo Borges y Duriguti son nombres de peso en la industria del vino y son algunos de los referentes del sector que han incursionado en tokenizar vinos.
Sobre tres preguntas puntuales respondieron:

1) Por qué decidieron lanzar un vino a través de una plataforma de vinos tokenizados como Drinksify?

Desde Penedo Borges indicaron que “porque la propuesta es interesante, debido a que el consumidor es un aficionado e interesado en el tema y se segmenta perfectamente».

Publicidad

Permite analizar opiniones sobre el vino de forma más precisa, identificando palabras clave que describen su sabor, aroma, textura, etc. Facilita la comparación entre diferentes vinos a través de sus atributos tokenizados, lo que puede ayudar a los consumidores a elegir según sus preferencias. Los datos tokenizados pueden alimentar modelos predictivos para predecir la popularidad de un vino, su aceptación en el mercado, o incluso su calidad percibida. Ayuda a recomendar vinos personalizados a los clientes según sus gustos previos, utilizando análisis de similitud entre tokens.

Karim Mussi destacó que “desde que comencé a hacer vinos, sabía que la forma de comercializarlos podría llegar a ser inusual, al menos en parte. Y eso tiene que ver con la manera que siempre he concebido la venta, que comprende distintas formas de comunicar y de transmitir historias y experiencias a través de la misma».

En este caso, encontramos que esta modalidad para ofrecer el vino y experiencias asociadas a este, propicia nuevas posibilidades de acceso y vivencia de esta bebida. Es difícil pensar en la combinación entre el vino y los NFT, pero tiene mucho sentido, ya que la naturaleza de los NFT es única e inimitable. En este caso, los NFTs que se ofrecen en esta plataforma corresponden a un bien físico, a botellas de vinos premium que aún no han salido al mercado, permitiendo al tenedor de este token, ser parte de todo el proceso de creación y acceder a propuestas de beneficios ofrecidas por nosotros.

Por eso, decidimos crear una nueva serie de vinos en NFT, a la cual denominamos NFT SERIES Beta Editions, cuyos ejemplares iremos lanzando a través de esta plataforma. Esta propuesta invita a nuestros “club de fans” de la bodega a embarcarse en una nueva experiencia de acceso a nuestra familia de vinos, especialmente a aquellas botellas que se encuentran en etapas incipientes del proceso, haciéndole parte de los «entretelones» de su elaboración. Así como a quienes por primera vez se acercan a nuestro universo a través de la compra de estos vinos en NFT, integrándose a una comunidad que tendrá acceso a una serie de beneficios y experiencias asociadas a nuestros distintos proyectos.

Publicidad

En Duriguti, destacan que «decidimos incursionar en el mundo de las plataformas de vinos tokenizados principalmente por dos razones. Vemos esta tecnología como una oportunidad para expandir nuestra presencia en el mercado global y alcanzar a nuevos segmentos de consumidores que buscan experiencias innovadoras en el mundo del vino»

La tokenización nos permite llegar a una audiencia más amplia, ofreciendo una forma única de participar en la industria del vino, que va más allá de simplemente comprar una botella. Los negocios digitales son una realidad que ha llegado también a las agroindustrias y el vino es una actividad dinámica en la que buscamos visibilizar nuestras marcas y generar confianza en nuevos modelos de inversión.

2) ¿Cree que hay un mercado incipiente pero prometedor en ese segmento?

Penedo Borges no duda y apunta que “sí, totalmente, hay mucho futuro en este mercado”.

Publicidad

Mussi también apuesta al futuro del mercado de NFT: “creemos que el potencial del mercado de vinos en NFT es bastante interesante. Especialmente, si tomamos el curso de comercialización en otros productos y, particularmente, en segmentos que apuestan por la innovación y la tecnología, así como valoran aspectos como la autenticidad, la trazabilidad, el coleccionismo, la experiencia digital y la integración del vino con el arte. Si bien este mercado está en sus primeras etapas y aún enfrenta desafíos, como la educación del consumidor y la regulación, el potencial para su crecimiento es
definitivamente prometedor.

Duriguti observa algo similar: “Si bien las plataformas de vinos tokenizados aún están en una etapa temprana de desarrollo, vemos un gran potencial en este segmento. La tecnología blockchain y la tokenización están revolucionando la forma en que se comercializan los productos de lujo y/o alto valor percibido, incluido el vino. Existe un creciente interés por parte de los consumidores en la autenticidad, la exclusividad y la inversión en activos tangibles como el vino. Esto, combinado con el deseo de una experiencia más inmersiva y participativa, crea un entorno propicio para el crecimiento de este mercado.

3) Tiene planes de presentar otras líneas o etiquetas bajo esta modalidad?

Desde Penedo Borges anticipan que sí, y serán las líneas “de guarda”.

Publicidad

Karim Mussi también se suma a futuro: “Justamente la idea de concebir estos vinos dentro de una SERIE, es porque pensamos, así como en el resto de nuestras marcas, que cada vino cobra mayor sentido cuando es parte de un concepto más amplio. En este caso, lo creemos parte de una familia de vinos que irán saliendo en distintos momentos, cuyo objetivo principal es reflejar, de forma auténtica, nuestra inquietud de compartir aquellas fases y prácticas involucradas en el proceso de elaboración, desde el viñedo hasta la estiba de cada botella. De ahí, es que lo denominamos BETA EDITIONS, ya que es una invitación a ser parte de los “entretelones” detrás de cada uno de estos vinos.

En definitiva, estos referentes de la industria del vino ya están vendiendo a precios preferenciales de preventa a través de Drinksify, de manera sencilla, segura, sin comisiones y cómoda.
Para más información y para adquirir los vinos “tokenizados”, ingresar en drinksify.io

 

Publicidad
Seguir leyendo

Trendy

Lanzan novedosa campaña por el Día Internacional de la Tierra

Foto del avatar

Publicado hace

el

Los jóvenes ambientalistas han protagonizado varias intervenciones a obras de arte en museos de todo el mundo, como forma de protesta por la inacción de los gobiernos y las empresas ante el cambio climático. Sin embargo, esta estrategia, para una gran parte de la sociedad, resulta contraproducente, ya que dañaría el patrimonio cultural y genera rechazo en la opinión pública.

Por eso, Pausa, junto a la aceleradora creativa T3H y en colaboración con el artista Cake, han creado una propuesta innovadora y pacífica para canalizar el activismo ambiental: él «Artbientalismo». Se trata de una obra de arte que invita a los compradores a intervenirla como quieran, con la garantía de que estarán contribuyendo a la protección del medio ambiente.

La obra de Cake, el reconocido muralista peruano, se puede adquirir por internet y el dinero recaudado se destina a apoyar a las organizaciones que trabajan con Pausa, una plataforma de turismo sostenible de Perú que tiene como objetivo conectar a los viajeros con destinos, sin deteriorar los recursos naturales y propiciando la participación e involucramiento de las comunidades. Así, los compradores se convierten en “Artbientalistas”, es decir, en activistas que usan el arte como herramienta para generar conciencia y acción sobre el cambio climático.

«Creemos que el turismo sostenible no sólo implica la conservación del medio ambiente, sino también una responsabilidad social y política que debe llevarnos de las palabras a la acción», afirmó Diego Freundt, Gerente General de PAUSA. “Nos esforzamos por forjar un movimiento global arraigado en un compromiso profundo con la sostenibilidad ambiental y el turismo responsable, con el objetivo de promover prácticas que protejan nuestro entorno natural y apoyen el desarrollo económico y social sostenible en todas las comunidades involucradas”, señaló Freundt.

El trabajo de Cake es una oportunidad única para expresar tu compromiso con el planeta y con el arte, sin dañar ni uno ni otro. Para comprar la obra (se contará con solo 350 obras, numeradas y personalizadas) los interesados deberán ingresar a la web de Pausa:  artbientalismo.com y cada compra contribuirá directamente a la protección del medio ambiente en Perú y al apoyo de emprendedores asociados con el turismo sostenible. Al adquirir una obra, los participantes se convierten en Artbientalistas y pueden expresar su compromiso con la protección del medio ambiente mediante intervenciones creativas en la obra adquirida.

Publicidad

Se alienta a compartir sus intervenciones en las redes sociales utilizando el hashtag #ARTBIENTALISTA para inspirar a otros a unirse al movimiento y fomentar el diálogo sobre la importancia del cuidado del medio ambiente en el contexto político y social.

“Este proyecto es fantástico. Por mi parte, siempre me interesó la naturaleza y siento que preservarla es nuestro deber. Por eso me sumé a PAUSA en este gran proyecto y esta gran idea.
El hecho de poder proteger el mundo del arte es un plus al cual lógicamente no me puedo negar. Los invito a todos a clickear el link (https://artbientalismo.com/)  y conocer a PAUSA, una empresa que trabaja para promover el turismo sustentable en Perú” sostiene Cake.

La aceleradora creativa T3H lideró la concepción de este proyecto. En colaboración con la productora OpenMind, crearon una pieza audiovisual que introduce la iniciativa. Además, con el respaldo de la casa de sonido Indigo Music, se lanzó el contenido en redes sociales, contando con el apoyo de influyentes del mundo del arte y la sostenibilidad.

“Encaramos este brief entendiendo que lo que buscaba la marca iba más allá de la visibilización de un problema ambiental. Por eso nos enfocamos en pensar una idea que no sólo cuente, también sume».

Junto a Pausa, tomamos la polémica para mandar al frente la situación ambiental y cultural que se esconde detrás, creando una obra de arte que por primera vez valga la pena destruir. Así creamos ARTBIENTALISTAS, un proyecto que nos llena de orgullo y que transmite de manera simple y clara el compromiso de la marca con las generaciones futuras y con el planeta que queremos dejarle”, sostuvo Iara Gauna García, quien forma parte del equipo de The 3hundred.

Publicidad

«ARTBIENTALISMO» se lanza este 22 de abril en honor al Día Internacional de la Tierra como un tributo a nuestro planeta y a la importancia de protegerlo y preservarlo para las generaciones futuras. Este día se convierte en una plataforma para reflexionar sobre los desafíos ambientales y promover la acción colectiva para abordarlos.

 

Seguir leyendo

Trendy

FACUNDO POMPONIO el pizzaiolo argentino, viaja a Nápoles para certificarse y participar en un concurso internacional

rita andino

Publicado hace

el

FACUNDO POMPONIO

FACUNDO POMPONIO es un emprendedor bien argentino. Pero con pura sangre italiana. Y un día, casi como un capricho, empezó a hacer pizza napolitana.

La historia casi se escribió sola, aunque con mucho esfuerzo y horas de desvelo. Pero hoy encuentra a este profesor de educación física en un gran momento profesional, a punto de certificarse como pizzaiolo nada menos que en Nápoles, la cuna de la pizza.

En Italia está la AVPN -Associazione Verace Pizza Napoletana- que, según un reglamento, certifica las pizzerías.

En mayo FACUNDO POMPONIO va a viajar con el objetivo de que Michele sea la segunda pizzería certificada de Argentina, y una de las primeras de Sudamérica. También va a hacer una capacitación y a certificarse como pizzaiolo.

Publicidad

“Mi sueño es que Michele sea reconocida internacionalmente”, dice Facundo, quien va a aprovechar el viaje para ir a pizzerías, conocer pizzaiolos en Italia y en España. También va a participar en Nápoles –junto a su amigo Aymer- en el campeonato de la Copa Caputo, que es la harina más importante del mundo.“Para solventar un poco los gastos -y siguiendo un poco la cultura italiana-conseguimos que nos sponsoreen las marcas más importantes en sus rubros:la harina Molino Campodónico, la mozzarella Mozzari y los hornos Ooni”.

La historia de Michele empezó en el 2019 sin buscarlo.

FACUNDO POMPONIO es profesor de Educación Física. Pero el día que probó la pizza napolitana su vida cambió.

Compró 2 kilos de harina y 2 kilos de tomates y preparó 15 pizzas para 15 amigos. Fueron todo un éxito. Entonces decidió probar suerte un poco más profesionalmente. Para eso se fue a Italia y se capacitó.

Publicidad

Abrió una cuenta de Instagram con el nombre Michele, en homenaje a su padre Miguel, que falleció en el 2018. Esta era la mejor manera de recordarlo, y además de tener una conexión con Italia y con sus antepasados.

Un quincho con un horno y una mesa hicieron las veces de pizzería. Michele abría una vez cada 15 días, así, en forma casi precaria. La gente empezó a llegar. Cada vez más. Hasta que una semana antes de iniciar la cuarentena, los clientes llegaron a 100 en un solo día.

Para no tirar la mercadería que ya había comprado, y como resultado de los mensajes que ya empezaban a enviarle sus clientes, FACU POMPONIO decidió ofrecer delivery. La pizza napolitana tiene que comerse ni bien sale del horno, sino su sabor cambia por completo.
Primero, los envíos se hacían los jueves y domingo. Pocos después la demanda lo obligó a hacerlos de miércoles a domingos.

“En la pandemia fue cuando más crecí –cuenta FACUNDO POMPONIO- y justo antes del COVID había ido a Italia a llevar a mi abuela y aproveché para hacer una capacitación allá. Me traje todo el conocimiento y la teoría que necesitaba, pero la práctica de verdad la tuve acá. Aprendí con la prueba y error”.

Publicidad

Un puntapié importante fue su experiencia en el restaurante Paisano de La Plata: “me ofrecí como voluntario para aprender y me dijeron ´no, aprendés en tu casa´; eso me obsesionó aún más y le puse toda la garra para hacer la mejor pizza napolitana”.

Cuando la pandemia iba terminando, Facundo empezó a poner mesas en el local, aunque sin mucha expectativa de éxito. Sin embargo, la capacidad de 40 personas empezó a colmarse día tras día. Se empezó a correr la voz sobre la pizza de Michele y llegaba gente de Quilmes, La Plata, de Capital.

Había que tomar una decisión: remodelar y profesionalizar Michele, porque hasta ese momento no tenía cocina -era una mesa con una tapa de acero- y tampoco tenía habilitación, o mudarse a otro lugar. “Pero en Italia aprendí que las mejores pizzerías y restaurantes están en los pueblos. Entonces puse a prueba ese concepto. Me la jugué y agrandé el local para 90 personas adentro y otras 90 afuera. El horno lo fabriqué yo, por videollamadas. Me enseñaron un amigo italiano y otro chileno. Me llevó un año y medio, trabajando muchas horas por día. Obviamente con la ayuda de mi mamá. Si no, no lo podría haber hecho. En mayo de este año se cumplen dos años de la inauguración de Michele, tal como está ahora”.

Facundo tiró paredes, hizo los baños, y la gente siguió respondiendo cada vez mejor.
Hoy está entre las 5 primeras pizzerías napolitanas de Argentina. Es pionera en nuestro país y también muy premiada, nacional e internacionalmente.

Publicidad

Su equipo de cocineros lo armó con chicos, entre 20 y 25 años, que no tenían idea de cocina: “como soy profesor de escuela, el primer empleado que tuve lo saqué de una clase de Educación Física. Prefería entrenar a los pibes y que hagan la pizza como tiene que ser. Y así fui como avancé. Estuve tres años sin salir de la cocina, no fui ni siquiera a un cumpleaños, no salí de noche, dejé de hacer las cosas que hacía. Me esclavicé en la pizzería y hoy ya hace un año que la tengo bastante delegada y puedo hacer mis actividades”.

 

Seguir leyendo

Más Leídas